Entrevista a Laura Baena: #daelpaso a ser una malamadre de manual

kaiku-sin-lactosa-laura-baena-daelpaso-campana

No hay nada mejor para esta semana que empezarla inspirados, y quién mejor que la nueva protagonista de nuestra nueva campaña Kaiku Sin Lactosa: Laura Baena, fundadora del Club de Malasmadres. Viene para contarnos cómo es su día a día y cómo consigue hacerle frente a los gajes del oficio de madre sin renunciar a lo que le gusta, lo que le apetece y con lo que se siente realizada: su trabajo. Su comunidad de “malasmadres”, dispuestas a hacer equipo con los buenospadres, conforman el mejor ejemplo de conciliación de la actualidad. Mujeres que dan el paso a disfrutar y a no renunciar. Porque ser una malamadre tiene muchas cosas buenas, Laura Baena tiene la receta perfecta para ser una digna de manual. Como protagonista de nuestra nueva campaña, hemos querido saber un poco más de su día a día. #daelpaso, inspírate con esta entrevista y ¡a por la semana!

Lo que comenzó como un blog de pericias “madre vs. trabajo”, ha desembocado en un proyecto tan necesario como inspirador. ¿Qué crees que ha sido lo más importante para lograrlo?

Laura Baena: El Club de Malasmadres pasó de un sentimiento individual a conectar con una necesidad social de desmitificar la maternidad, de romper el mito de la madre perfecta y luchar por equilibrar la vida personal con la laboral. Hay tres cosas fundamentales que han convertido al Club de Malasmadres en el proyecto que hoy es, en la comunidad emocional que forman miles de mujeres:

  • Humor, tomarnos esta «mala vida» con humor, reírnos de nuestros intentos fallidos por esa madre perfecta.
  • Equipo. Desde un primer momento me vi acompañada de madres que querían formar parte del club, colaboradoras, amigas, seguidoras y ahora un equipo de profesionales que damos forma cada día a este proyecto maravilloso.
  • Compromiso. La definición del club, que escribí hace dos años «un Club de Malasmadres con mucho sueño, poco tiempo libre, alergia a la ñoñería y con ganas de cambiar el mundo», sigue vigente. Crecer sin olvidar nuestros valores, el inicio que me llevó a comenzar, la filosofía del Club es fundamental para no perder la coherencia, para ser honestos con la comunidad y seguir luchando por un cambio del modelo social de maternidad.

 

¿Qué fue lo que te llevó a ser protagonista de nuestra campaña?

Kaiku Sin Lactosa es una de lo que llamamos «marcas amigas», que no son muchas, pero sí aquellas que conectan en valores con el club, marcas que nos ayudan a crecer, que se comprometen con nuestra filosofía y KSL nos ha ayudado a hacer posible un proyecto precioso: Escuela de Malasmadres. Nuestros Desayunos Ligeros #daelpaso inspiran y ayudan a muchas madres. Son unos encuentros maravillosos donde compartir inquietudes, aprender y dar el paso. Este proyecto unido a un guión de spot que me propusieron: divertido, fresco y muy real me empujaron a ser parte de una campaña que me encanta, no sólo porque soy fan de ese mix de KSL sino porque el spot refleja mi yo real, el de cualquier Malamadre que va corriendo a todos sitios, que intenta compatibilizar de la mejor manera su maternidad con su vida profesional, intentando no perder nunca el humor.

Como embajadora de Kaiku Sin Lactosa ¿Qué es para ti dar el paso?

Dar el paso es no tener miedo a hacer aquello que quieres. Dar el paso es luchar por lo que te gusta, por lo que te inspira, por lo que te hace sentirte viva. Dar el paso es arriesgarse, trabajar duro y ser una misma, dejando atrás las barreras que nos impiden ser feliz.

Al igual que inspiras a miles de mujeres, ¿en qué figura te has visto reflejada siempre?

Me inspiro en todas las mujeres madres que renunciaron a su vida profesional por ser madres, por cuidar de sus hijos porque no había otra opción.

Me inspiro en todas las mujeres que lucharon contracorriente y se dejaron la piel por intentar conciliar durmiendo menos, comiendo menos y viviendo menos. Y que quizás tuvieron que renunciar a ver crecer a sus hijos.

Me inspiro en todas las madres, que elijan lo que elijan, siempre intentan hacerlo lo mejor posible.

Me inspiran mujeres que cambian el mundo cada día desde su lugar personal, que nos escriben y comparten sus experiencias diarias.

Me inspira mi madre y ese optimismo que me transmite pase lo que pase.

Un juego rápido: define en tres palabras cómo es la relación entre tu vida laboral y la vida familiar.

EQUIPO. FLEXIBILIDAD Y MUCHO SUEÑO. ¿Son cuatro palabras no? Pero es que es importante dejar claro que es «mucho» sueño el que arrastro jaja. #somosequipo

Si tuvieras que crear la receta perfecta para una malamadre de manual, ¿qué ingredientes tendría?

  1. Mucho humor para sobrevivir a los días malos en los que no llegamos a todo.
  2. Paciencia extra cuando los buenoshijos están agotados.
  3. Días marcados en rojo en la agenda para malamadrear: en pareja o con amigas.
  4. Soledad, ¡bendita soledad! Ratitos para estar contigo misma y no perder tu identidad como mujer. Tiempo y espacio para ti.
  5. Fuerza para darle una patada al sentimiento de culpa que siempre acecha.
  6. Equipo. Personas que te apoyan, con las que compartir la maternidad.
  7. Chocolate (gusanitos o alguna cosa rica). Para cuando la paciencia falla y necesitas 5 minutitos de silencio. (El chocolate es para ellos, los buenoshijos, no para ti).

Cuando toca tomarte un rato libre para ti misma y tus planes, ¿Qué es lo primero que te apetece hacer?

No hacer nada, sin duda jaja. Cuando ese momento de relax y soledad llega, pienso en muchas cosas, hasta me hago listas de cosas que hacer. Pero lo que más me apetece es NO HACER NADA, quedarme en el sofá cual ameba, disfrutando de ese silencio que te atrapa y si las fuerzas me lo permiten ver una película o leer algunas hojas de esos libros que se acumulan con pena cogiendo polvo en mi mesita de noche. Eso si no me duermo antes…

¿Un consejo que darías a tu yo del futuro? ¿Y al de las buenashijas de la casa?

Quiérete mucho, nunca te olvides de ti misma. Cuídate más porque el tiempo vuela y si tú estás bien, todo estará bien. Y sobre todo, recuerda que «esto también pasará» y todo saldrá bien si le pones amor, pasión y esfuerzo.

 A ellas, las buenashijas, sólo les pido que se quieran mucho, que no se exijan demasiado y que persigan siempre sus sueños porque ellas son las dueñas de su futuro. Y el consejo que me dio mi padre «haz aquello que te gusta, lo que quieras pero intenta ser la mejor en lo que hagas», siempre hay que sacar nuestro mejor yo, pero sin olvidar lo más importante: ser feliz, con eso, todo lo demás llegará.

kaiku-sin-lactosa-laura-baena-daelpaso

Imprimir

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto el Aviso Legal y la Política de Privacidad.

*

LO MÁS VISTO

CATEGORÍAS

POSTS RELACIONADOS

FACEBOOK

TWITTER

INSTAGRAM

TAGS

acciones sin lactosaestilo de vidaI'mperfectinspiraciónkaiku sin lactosamalasmadres