Mantenerse en forma: ejercicios en el agua

Mantenerse en forma: ejercicios en el agua

Las elevadas temperaturas no configuran un escenario ideal para practicar ejercicios tradicionales. Por eso, muchas personas durante el verano optan por practicar ejercicios en el agua. Esta es una manera ideal de mantener un buen estado físico y al mismo tiempo mantenerse siempre fresco. Gimnasio para principiantes, pero en el agua.

Los ejercicios en el agua trabajan todos los músculos del cuerpo sin que las articulaciones tengan que cargar peso. Esto quiere decir que, por un lado, la resistencia que ejerce el agua contribuye a fortalecer y tonificar los músculos, y por otro lado, el riesgo de contraer lesiones es casi nulo debido a que el agua libera la presión de las articulaciones, sobre todo en los tobillos, rodillas y caderas.

Gracias a las propiedades del agua, el peso corporal percibido por las articulaciones dentro de ella puede ser menor al peso en tierra hasta en un 90%. Además, el agua permite tener un mayor control de los movimientos del cuerpo, lo que hace que el ejercicio se vuelva más sencillo y agradable.

No se deben considerar como ejercicios en el agua solamente a la natación o al waterpolo. Más allá de estos ejercicios tradicionales, el agua permite poner en práctica múltiples ejercicios favorables para el estado físico. El único requisito para ello es que el nivel del agua sea superior a la altura de la cintura de una persona y que el suelo sea rígido.

Un ejercicio sencillo para endurecer las piernas, por ejemplo, se puede realizar extendiendo una pierna hacia un lado, con el torso erguido, mientras uno se sujeta del borde de la piscina. Se pueden realizar 10 repeticiones del ejercicio con cada pierna. Para tonificar los brazos, uno debe colocarlos delante del pecho, con las manos juntas. Después de situarse en esta posición, uno debe abrir ambos brazos hasta alcanzar la posición de una cruz y después volverlos a juntar. Es necesario repetir este ejercicio alrededor de 10 ocasiones. Ambos ejercicios forman parte de una rutina de acuaerobics, un ejercicio ideal para mejorar el sistema cardiovascular, controlar el sobrepeso e incrementar la resistencia física.

Asimismo, resulta fundamental que uno no olvide los consejos esenciales para practicar cualquier deporte. Es importante hidratar al organismo con agua, jugos, leche (preferentemente sin lactosa, para favorecer la digestión), etc. También será imprescindible realizar un calentamiento previo para evitar cualquier complicación muscular. Y comida fría para llevar después del ejercicio.

Entonces, para todos aquellos a los que les resulte imposible practicar ejercicios durante el verano, los ejercicios en el agua son la mejor alternativa. Esta clase de ejercicios para adelgazar y tonificar no sólo son divertidos y refrescantes, sino que también ofrecen grandes beneficios.

Imprimir

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto el Aviso Legal y la Política de Privacidad.

*

LO MÁS VISTO

CATEGORÍAS

POSTS RELACIONADOS

FACEBOOK

TWITTER

INSTAGRAM

TAGS